Escrito por

Cómo adornar la cena navideña

La celebración de la Navidad es el momento ideal para compartir con toda la familia y con los amigos más cercanos. En muchos sitios suele darse que la cena navideña tiene una “sede fija” todos los años (la casa de una abuela, tía, etc.), aunque también es común que se rote entre los integrantes del grupo familiar para la organización de la reunión.

mesa en navidadImagen de CarlaLove

El encargado de organizar la celebración de Navidad suele cargar con una responsabilidad muy importante, no sólo con la comida que se va a servir sino también con la decoración y la estética con la que se presentará la mesa a los asistentes. No es necesario gastar grandes cantidades de dinero para tener una mesa bien decorada. Al contrario, a continuación les explicaremos cómo realizar un centro de mesa con algunos materiales descartados.

Materiales a utilizar

  • Mantel blanco;
  • Luces para árbol de Navidad descartadas (pero que funcionen);
  • Flores (naturales o artificiales).

Pasos a seguir para la creación:

Lo primero que haremos será desplegar el mantel sobre la mesa. De preferencia, tendría que ser blanco para que los colores de la mesa no queden demasiado cargados. De todos modos, también pueden optar por alguna tela de colores claros, y no muy llamativa.

Después tendremos que tomar las luces que ya no se utilizan en el árbol de Navidad. Si no tienen luces navideñas, pueden comprar una caja de las más comunes. No es necesario gastar demasiado dinero. Recuerden que las luces deben ser de color blanco o amarillo. Traten de evitar los tonos rojos, azules o verdes porque son demasiado llamativos y resultarán una molestia a la hora de la cena. Las luces quedarán desplegadas de punta a punta en la mesa.

El siguiente paso es tomar las flores y colocarlas entre las luces, de modo que puedan tapar los cables o dejarlos menos visibles. Se pueden utilizar flores naturales o artificiales, aunque lo más recomendable es tomar las últimas, ya que no ensuciarán la mesa ni se desarmarán. Además, las flores naturales tienen un gran punto en contra: no se pueden colocar con demasiado tiempo de anticipación porque se pueden arruinar ante cualquier eventualidad.

Listo, sólo queda encender las luces a la hora de la cena y la familia podrá disfrutar de un centro de mesa que sale de lo usual y que le brindará un matiz muy especial a la cena de Navidad.

El último punto importante a tener en cuenta es el de los cables. Si tienen espacio, traten de mover la mesa a una ubicación en la que tengan un enchufe cerca (para conectar las luces), o vean cómo pueden hacer para que los cables no molesten al momento de caminar por la zona aledaña a la mesa. En la noche de Navidad lo que menos deseamos es un accidente.

Por supuesto, tengan en cuenta que pueden modificar el diseño del centro de mesa con luces y flores a su gusto. Siéntanse libres de explorar en la decoración para ofrecer la mejor estética para la cena junto a la familia y los amigos.

SaborGourmet.com

Newsletter