Escrito por Tendenzias

Cómo hacer rosquillas: tipos, sabores y presentaciones

Las rosquillas son un dulce tradicional español que se suele preparar durante la celebración de la Semana Santa. Puede haber variaciones en la masa, en la preparación y en la presentación que tenéis que valorar para hacer vuestras rosquillas caseras.

Imagen: mejorconsalud.com

Imagen: mejorconsalud.com

El origen de las rosquillas

Cuentan que las rosquillas ya hicieron su maravillosa aparición durante la época del Imperio Romano pero, hasta la llegada de la Edad Media no se extendería este dulce por el resto de Europa. Se cree que esta expansión podría tener relación con momentos de más hambruna, en la que se necesitaba producir un alimento con pocos medios, en grandes cantidades y con una buena durabilidad.

En España, este dulce se ha convertido en uno de los más afamados durante la festividad de Semana Santa y, además, tiene múltiples versiones tanto en la elaboración de su masa (masa hojaldrada o masas más o menos esponjosas), en la preparación (pues pueden hacerse al horno o fritas) y en la presentación de las mismas (pueden ser simples, con glaseado y otras variantes).

Eso sí, es importante que se distinga con claridad que las rosquillas típicas españolas no son los donuts. Ni los ingredientes que usan para la masa, ni las presentaciones de las mismas ni las texturas tienen que ver, aunque a veces se las denomine a los dos bajo el mismo nombre.

Las tontas, las listas, las de Santa Clara, las francesas…

Concretamente, en la ciudad madrileña, las rosquillas son un dulce muy valorado y que tiene variantes personalizadas en diferentes municipios. En Madrid, además de encontrarse con facilidad en las pastelerías durante la Semana Santa, también se preparan durante la celebración de San Isidro el 15 de mayo.

Rosquillas tontas

Se dice que las rosquillas tontas son las más antiguas de todas, las originales, sobre las que después se irían creando nuevas versiones y elaboraciones más complejas.

Hace años, estas rosquillas se elaboraban con los sobrantes de la masa del pan y se preparaba este alimento especial que adquiría un sabor diferente con los ingredientes extra o los toques aromáticos que se incorporaban-

Las rosquillas tontas se pueden freír sobre abundante aceite o también se pueden preparar al horno.

En la vídeo receta que os mostramos a continuación podréis ver cómo se preparan paso a paso:

Rosquillas listas

Las rosquillas listas son exactamente iguales a las rosquillas tontas, tanto en los ingredientes de la masa como en su elaboración, lo único que las diferencia es la presentación de las mismas que es más elaborada, de ahí que las llamen las listas, porque no son tan simples.

Estas rosquillas pueden presentarse o darles el toque final de diferentes maneras según el tipo de glaseado que las recubra por encima, pueden ser de diferentes colores o pueden estar también emborrachadas con algún licor.

En la vídeo receta que os presentamos a continuación, podréis ver cómo de la receta básica de las rosquillas tontas podéis preparar unas rosquillas listas de ensueño:

Rosquillas de Santa Clara

Las rosquillas de Santa Clara destacan, a simple vista, por la llamativa capa de merengue seco en un tono blanco que se echa por encima. Para preparar el merengue, sólo necesitarás claras de huevo y azúcar, tal y como te hemos mostrado en la receta “¿Cómo hacer merengue?

Las rosquillas se elaboran de igual manera que en el caso anterior, lo único que tienes que hacer es dejarlas enfriar una vez que han salido del horno sobre una rejilla. En ese tiempo hay que preparar el merengue seco, una vez que estén frías se bañan sobre el merengue y otra vez se vuelven a dejar enfriar a temperatura ambiente.

Para que podáis ver todo el paso a paso y su elaboración, os dejamos esta vídeo receta que podréis seguir con facilidad:

Rosquillas francesas

Imagen: wikipedia

Imagen: wikipedia

Las rosquillas francesas cuentan con dos versiones diferentes. Unos hablan de que fueron un invento del cocinero del rey Luis I de Borbón, quien creó esta versión de las rosquillas tontas al descubrir que la esposa francesa del rey, Dña Luisa Isabel de Orleans, no disfrutaba de ellas; otros cuentan la misma historia pero siendo la esposa de Fernando VI, Doña Bárbara de Braganza, la que no disfrutaba de las rosquillas simples.

Para que le resultara más apetitosas o elaboradas, las recubrió con almendras trituradas, tal y como hoy podemos encontrarlas en las pastelerías o prepararlas en casa. Esa va a ser la diferencia más visible de las rosquillas tontas o listas, su presentación de glaseado con almendras.

Rosquillas de Alcalá

Imagen: dream-alcala.com

Imagen: dream-alcala.com

En Alcalá de Henares se preparan las Rosquillas de Alcalá, también conocidas como las Rosquillas Amarillas de Alcalá. Cuentan que su origen y fama vendría dada desde el siglo XVI, puesto que en la corte real (asentada en la capital) tuvieron una gran acogida.

Esta rosquilla entraría en la categoría de las rosquillas listas al tener una elaboración y presentación más compleja que las tontas. La masa que se utiliza para prepararlas es el hojaldre, superponiendo una capa sobre otra bien apretadas para que se adhieran y, para darle ese toque de rosquilla, se realiza un agujero en el interior y al horno.

Para que adquiera ese tono amarillo tan característico hay que preparar un almíbar con yemas de huevo. Una vez que saquemos las rosquillas del horno se baña con esta crema y se dejan secar a temperatura ambiente.

Para terminar, se prepara un glaseado de agua con azúcar glasé y, una vez que esté bien unificado, se las pinta un poquito por encima y se deja secar de nuevo.

En el vídeo que os mostramos a continuación vais a poder ver cómo se elaboran estas rosquillas de Alcalá fácilmente en casa:

Otras versiones de rosquillas

Éstas son las rosquillas más conocidas pero, dependiendo de cada provincia y comunidad, podemos encontrar nuevas versiones. A su vez, también en cada casa le suelen dar su toque personal, añadiendo otros aromas o glaseados que a lo mejor no son lo tradicional pero están bien buenos.

¿Cuáles son vuestras rosquillas favoritas?

SaborGourmet.com

Newsletter