Escrito por

Cómo hacer salsa de caramelo o toffee (Receta fácil)

La salsa de caramelo o toffee que os vamos a mostrar proviene de una receta francesa, además, os vamos a mostrar cómo preparar una receta de caramelo salada. La preparar es verdaderamente sencilla, así que os vamos a mostrar el paso a paso de esta receta fácil de hacer y que se convertirá en un clásico.

Cómo hacer salsa de caramelo o toffee

Hay veces que cuando me dispongo a compartir con vosotros una receta me lo planteo un poco, sobre todo en recetas como ésta de salsa de caramelo o toffee, ya que es una de esas recetas que están terriblemente deliciosas, con las que uno se animaría a hacer constantemente tartas y dulces con caramelo porque ¡Guau…! o ¡Mmmm! De verdad, es sencillamente impresionante y no sé cuántas veces ya la hemos preparado en casa, es un poco peligrosa. Sí, esa es la razón de que haya tardado un poquito en escribir este artículo.

En artículos anteriores os hemos hablado de cómo preparar caramelo líquido, destinado a los flanes y ese tipo de recetas. La diferencia más importante con esta salsa de caramelo o toffee va a ser el papel de la mantequilla y la nata, pues en la otra receta os mostrábamos cómo preparar un caramelo con un poquito de agua o unas gotas de limón.

Salsa de caramelo o toffee – Ingredientes

  • 260 gr azúcar
  • 120 de mantequilla
  • 200 ml de nata líquida

Cómo hacer salsa de caramelo o toffee

Pon una cacerola antiadherente y que sea bastante ancha. Echas el azúcar y lo pones todo el a fuego bajo. La idea es que el caramelo se vaya fundiendo poco a poco (os voy a dejar varias fotos para que veáis el proceso) pero no podéis remover en ningún momento, pues así se va creando la película de caramelo en la parte inferior. Lo que sí podéis hacer es mover la cacerola.

Cuando veáis que tiene el color que os gusta (siempre recordando que cuanto más oscuro, más amargo), apagáis el fuego.

Si veis que aún queda algún grumo de azúcar sin deshacerse, podéis seguir removiendo con la cacerola y si no se deshace en pocos instantes, ponedlo al fuego bajo.

Una vez que esté listo, retira del fuego y añades la mantequilla cortada en dados. Verás que en seguida se va a fundir y hay que tener cuidado para que no salte el caramelo.

Lo siguiente será añadir la nata poco a poco y con cuidado, pues el caramelo puede saltar y son de las quemaduras importantes. Así que, con cuidado, vas vertiendo poco a poco la nata líquida sin dejar de remover con unas varillas.

Cuando hayas incorporado toda la nata, lo dejas dos o 3 minutos al fuego bajo mientras remueves y listo. Ya tienes tu salsa de caramelo o toffe.

Cómo hacer salsa de caramelo salada o toffee salado

Para los ingredientes que os hemos indicado anteriormente tenemos que sumarle unos 2 gramos de sal y, en nuestro caso, ya añadimos unas escamas de sal en la presentación si queremos potenciar el contraste de dulce y salado.

Todos los pasos anteriores son iguales salvo la nata. Antes de añadirla al caramelo ya líquido, después de incorporarle la mantequilla en dados, hay que llevar la nata a ebullición con la cantidad de sal correspondiente. Después, se reserva.

Cuando la mantequilla se haya fundido con el azúcar, será el momento de ir añadiendo la nata poco a poco (como anteriormente), con cuidado de no quemarse. En el momento de que esté todo incorporado, y sin dejar de remover, se lleva al fuego durante unos dos o tres minutos.

¡Salsa de caramelo salado lista!

Otras recetas donde hemos utilizado el caramelo son:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos