Escrito por

Croquetas de gambas y vieiras

Las croquetas de gambas y vieiras pueden ser el entrante perfecto que estabas buscando. Un sabor excelente con una textura suave, fáciles de hacer y con esa capa crujiente que las hace únicas.

croquetas-gambas-vieiras

Los mariscos son un clásico de la navidad y, en esta ocasión, os mostramos cómo podéis darle otra utilidad y preparar para estas fechas tan especiales unas croquetas de gambas y vieiras que están impresionantes, un entrante con el que van a quedar fascinados.

En lugar de utilizar vieiras naturales, hemos utilizado una crema de vieiras de Pescaviar que le da un punto de sabor exquisito además de facilitar el trabajo croquetero. Es muy probable que ya nos hayáis escuchado hablar de esta casa, porque Pescaviar es una de las marcas con la que solemos colaborar todos los años sobre estas fechas, preparando alguna receta que pueda sernos útil -a vosotros y a nosotros – de cara a las cenas más familiares del año.

crema-vieira-cremas-chovas-pescaviar

Por contaros un poco de qué va esta crema de vieiras, o el resto de las Cremas Chovas que tienen (salmón, bogavante, cangrejo, cabracho), tiene una base de crema de queso que se mezcla con un pescado o marisco. De esta manera, podéis utilizar la crema como ingrediente para canapés, salsas, bocadillos, etcétera. Con toda la sinceridad del mundo puedo deciros que están de lujo.

La receta que preparamos el año pasado fue con huevas de trucha, os la recomiendo mucho:

Merluza en salsa de vino y champiñones

Croquetas de gambas y vieiras: Ingredientes

croquetas-gambas-vieiras-ingredientes
  • 1 tarro de crema de vieiras (Pescaviar)
  • 10 gambas
  • 1 guindilla
  • 2 cucharadas colmadas de harina
  • Leche entera
  • 40 gr. mantequilla
  • Pan rallado
  • Huevos
  • Sal

Croquetas de gambas y vieiras: Preparación

Cómo hacer la bechamel de croquetas

El primer paso será hacernos cargo de las gambas. Si están congeladas hay que intentar sacarlas el día anterior para que se descongelen poco a poco; si están congeladas pero estamos con el tiempo pegados y es “ahora o nunca”, pásalas por el grifo de agua caliente para que se reblandezcan rápidamente; si están frescas, es el momento de pelarlas y trocearlas con un cuchillo para que no haya trozos excesivamente grandes en la croqueta.

croquetas-gambas-vieiras-relleno

En una cacerola antiadherente pon la mitad de la mantequilla y cuando esté fundida añades las gambas troceadas con una guindilla. Se van a hacer enseguida, así que cuando estén listas se retiran a un plato y tira ya la guindilla para que no se te olvide deshacerte de ella.

A fuego bajo, en la misma cacerola vamos a poner el resto de la mantequilla junto con las dos cucharadas colmadas de harina. Remueve ya mismo y fíjate en que la harina va cambiando de color, se va tostando y formando grumos.

croquetas-pasos

Comienza a echar la leche muy poco a poco. Primero un chorro y continúa removiendo para que no se pegue la harina a la cacerola.

Cuando veas que se ha absorbido la leche, será el momento de añadir una poca más y continuar removiendo. Este paso lo vamos a repetir hasta que veamos que la harina se ha desecho y la ya tenemos en nuestra cacerola una buena bechamel, una crema blanca con una consistencia semidensa. Prueba y echa sal.

croquetas-gambas-vieira-bechamel

Incorpora a la bechamel la crema de vieiras. Remueve bien para que se incorpore a la misma, tened en cuenta que tiene una textura densa de mousse que tiene que quedar bien integrada.

croquetas-gambas-vieiras-pescaviar

Una vez que tengamos de nuevo una bechamel homogénea, se echan las gambas y continuamos removiendo.

Ahora, es el momento en el que hay que trabajar la bechamel para que adquiera una buena textura, los sabores se combinen y tengamos ante nosotros unas futuras croquetas de impresión.

En cuanto veas que ya están listas, no hay grumos por ninguna parte y has corregido la sal, vuelca la masa de croquetas sobre un recipiente.

Déjalo enfriar a temperatura ambiente durante unas horas.

croquetas-gambas-vieiras-masa

Cómo hacer las croquetas

En cuanto esté bien frío ya puedes preparar tus croquetas.

Pon un plato con pan rallado y otro plato con huevo batido.

Con ayuda de una cuchara ve cogiendo la cantidad de masa que quieras en función del tamaño de las croquetas, yo me ciño al tamaño raso y un poquito más de la cuchara, mi madre coge una maxi cuchara y le salen croquetones ¡al gusto!

croquetas-gambas-vieiras-rebozado

Pasa primero la croqueta por el huevo batido, que la cubra por todos los laterales. Después pásala por el pan rallado y, lo mismo, que el pan la cubra por todos los laterales.

Para darle forma a las croquetas puedes utilizar dos cucharas o puedes hacerlo con las manos. La técnica de la cuchara se me da muy mal, así que no os la puedo compartir, pero para hacer las croquetas con las manos, sólo tenéis que ponerla en la palma, presionar ligeramente y que gire lateralmente en vuestra mano para que quede prieta; después presionáis ligeramente en la base de la misma.

Las vais colocando sobre un recipiente liso y en el que podáis guardarlas cómodamente en el congelador o para mantenerlas en la nevera hasta que las friáis.

croquetas-gambas-vieiras-receta

Cómo freír las croquetas

Para que una croqueta adquiera esa capa crujiente por fuera y cremosa por dentro es fundamental hacer una buena fritura de las mismas y que el rebozado anterior se haya hecho tal y como está indicado.

Pon una sartén al fuego con abundante aceite para freír. Al principio siempre hay que poner el fuego un poco alto, para que la croqueta se dore por fuera y absorba la menor cantidad de aceite- Hay que ir girando la croqueta en cuanto se vea que tiene color y no esperar a que tenga un tostado muy llamativo pues hay que hacerlas luego por dentro.

Para que se haga en el interior, hay que bajar la temperatura y seguir girándolas de vez en cuando para que no se quemen.

Si las croquetas son frescas, en pocos minutos las vas a tener listas.

Si las croquetas estaban congeladas van a tardar más. También hay que bajar la temperatura una vez están doradas para que se terminen de hacer bien por dentro. Para que puedas saber si están realmente hechas por dentro, antes de sacarlas puedes pincharlas con un cuchillo en el centro, si lo traspasa es que están listas, si encuentras alguna superficie dura en el centro es que aún le queda un poco más.

Una vez que están listas, siempre las coloco sobre un poco de papel de cocina para que absorba la grasa sobrante.

croquetas-gambas-y-vieiras

Y dicho esto ¡ya podéis disfrutar de vuestras croquetas de gambas y vieiras!

Más recetas de croquetas

Si quieres conocer otras recetas de croquetas que puedes preparar en casa fácilmente y combinar con este sabor de gambas y vieiras, a continuación te dejamos otras opciones deliciosas:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos