Escrito por

Croquetas de puerro

Las croquetas de puerro tienen ese sabor sabrosón pero sin que resulte excesivo, una combinación perfecta entre el sabor de puerro y la salsa bechamel.

croquetas-puerro

Cada vez que hablo de croquetas de puerro parece que siempre cae la gente en el mismo efecto. Ojos incrédulos y un tono agudo en ¿has dicho puerro? Si os ha sucedido lo mismo al leerlo, os animo a que dejéis vuestros temores fuera y os pongáis manos a la obra con esta receta porque están sorprendentes.

El puerro tiene ese sabor y aroma que, personalmente, hace que la boca se me haga agua y comience a salivar como los perros de Pavlov (experimento de psicología). Si a su sabor característico le sumamos una bechamel bien trabajada con un crujiente de pan rallado ¡Oh my god!

Tal y como vais a ver en los ingredientes, he hecho poquita cantidad porque me gusta tener varios sabores de croquetas en el congelador (sí, las podéis congelar para poder sacarlas cuando queráis y veréis que gustazo, luego os explico) y entre tuppers, extras y demás, no damos para basto.

Dicho esto, prepáranse gourmets que vamos a empezar a cocinar y a redescubrir los puerros en la cocina con estas croquetas de puerro.

Croquetas de puerro: Ingredientes

croquetas-puerro-ingredientes
  • 1 puerro
  • 600 ml de leche entera (aproximado)
  • 2 cucharadas de harina
  • 40 gr. mantequilla
  • Sal
  • Pimienta recién molida
  • 1 huevo
  • Pan rallado

Croquetas de puerro: Preparación

Lo primero que vamos a hacer es limpiar el puerro y la cantidad que obtengáis del mismo va a variar en función de lo estupendo que esté, lo que también puede modificar la cantidad de leche que necesitéis. En mi caso, tras limpiar el puerro me han quedado unos 80 gr. de puerro picado.

¿Cómo limpiar el puerro?

  • Fijaros en la fotografía de los ingredientes, con un cuchillo corta la parte de la raíz y las hojas verdes de la extremidad contraria.
  • Haces un corte de extremo a extremo para quitar las capas externas del puerro, las que veas más duras.
  • Vuelves a hacer un corte de extremo a extremo pero ésta vez cortándolo a la mitad. Todas las hojas están accesibles, pásalo por agua para que pierda cualquier rastro de tierra o suciedad que pueda tener.
croquetas-puerro-limpiar-puerro

Colócalo de nuevo sobre una tabla de cortar y trocéalo finalmente en horizontal. Reserva.

Pon una cacerola antiadherente al fuego con 20 gr. de mantequilla, deja que se funda y cuando esté derretida añades el puerro. Deja que se haga a fuego bajo hasta que esté pochado, no quemado.

En cuanto esté listo, retíralo de la cacerola y reserva.

croquetas-puerro-confitado

Bechamel para croquetas

Antes de comenzar, pon cerca de ti una cuchara de madera o unas varillas junto con un litro de leche entera, la sal y la pimienta negra.

En esta misma cacerola vamos a echar los otros 20 gr de mantequilla, deja que se funda y cuando esté derretida añade las cucharadas de harina. En función de cuánta cantidad de harina eches, tendrás más o menos croquetas y necesitarás en proporción más o menos leche.

Remueve constantemente la harina para que se vaya tostando pero no quemando, ha de cambiar su color y el aroma que desprenda de la cacerola.

A continuación, echa un poquito de leche y no dejes de remover. Cuando veas que la ha absorbido vuelves a echar otro poco de leche. Ésta operación se va a repetir de manera constante y siempre removiendo para evitar o deshacer los grumos.

¿Cuándo dejar de echar leche? Llegará el momento en el que veas que comienza a aparecer una crema blanquecina en tu cacerola, donde puede haber algún grumo o ninguno, pero comienza a tener cierta densidad. Cuando llegue ese momento, no dejes de remover, prueba la bechamel y echa sal. La bechamel no ha de saber a harina ni tampoco a leche, es un sabor diferente y verás si falta sal con facilidad.

loadInifniteAdd(44636);
croqueta-puerro-salsa-bechamel

Cuando la tengas lista, echa los puerros que previamente hemos cocinado y remueve de manera constante. El trabajo que comenzamos ahora es el de combinar los sabores y, como me ha enseñado siempre mi madre (como sus croquetas ningunas), hay que trabajar bien la bechamel ¡esa es la clave de un buen resultado!

Haz un buen rato de brazo, si ves que espesa en exceso siempre puedes echar un poquito de leche, pero poquito.

El resultado debe ser una bechamel densa, no líquida, pero tampoco que parezca un pegote. Cuando esté lista, la vuelcas sobre un recipiente de cristal y la dejas enfriar a temperatura ambiente.

croquetas-puerro-masa

Pasos para hacer las croquetas

Cuando la masa esté bien fría, la solemos dejar de un día para otro, pon un plato con un poco de pan rallado (mantén el paquete cerca para ir rellenando) y otro plato con un huevo batido.

Coge una cucharada de masa de croquetas, lo pasas por huevo y después por pan rallado. Yo utilizo esa medida, un poco de más de una cucharada, mi madre hace croquetones y son “cucharadones” lo que coge, vosotros encontraréis vuestro punto cuantas más croquetas hagáis.

Hay máquinas para hacer croquetas, quien usa dos cucharas y yo que me lanzo a darle forma con las manos. Esto va en cuestión de gustos y de cómo te resulte más sencillo de hacer. Si lo haces con las manos, después de pasarla por el pan rallado, ruedas la croqueta primero de manera lateral y después aprietas un poquito las dos bases.

loadInifniteAdd(44637);

Colócalas sobre una bandeja o superficie lisa y seca. Una vez que termines con todas las croquetas puedes meterlas en la nevera si las vas a consumir pronto o puedes meterlas en el congelador para usarlas cuando quieras.

croquetas-puerro-congelar

Cómo congelar las croquetas

Para congelar las croquetas, lo que mi madre siempre ha hecho y yo la copio, es meter las croquetas tal y como las ha ido colocando sobre la bandeja.

Es decir, que mete la bandeja entera con las croquetas al congelador y todo ello cubierto de papel transparente. De esta manera, lo que conseguimos es que las croquetas se congelen sin que pierdan su forma.

Al día siguiente, una vez que están bien congeladas, sacamos la bandeja y con ayuda de un cuchillo fuerte de cocina, separamos cada croqueta y se meten en una bolsa de congelados.

Como verás, ya no hay problemas de que las croquetas pierdan su forma o puedan dañarse, ya tienes las croquetas listas para cuando las necesites.

Diferencias entre freír croquetas recién hechas y congeladas

croquetas-de-puerros

Freír croquetas recién hechas y congeladas no es igual, os puede resultar sencillo o de cajón lo que os voy a contar pero hay que saberlo para conseguir que sea crujiente por fuera y cremosa por dentro.

loadInifniteAdd(50325);

Si las croquetas están recién hechas, lo único que tienes que hacer es poner una sartén al fuego con abundante aceite de freír. Cuando esté caliente, añades las croquetas despacio y mantienes un fuego medio vivo, no les quites ojo porque tienes que ir dándoles la vuelta para que se doren al punto que te guste y se caliente la masa.

Si las croquetas están congeladas, personalmente no las saco horas antes para que se descongelen pero sí unos minutos para que puedan perder cualquier resquicio de hielo que se les haya quedado en la superficie y adquieran un poco de temperatura.

Pon una sartén con abundante aceite de freír y cuando esté caliente añades las croquetas. Primero hay que tener un fuego un poco vivo para que se doren por toda la superficie pero que sea un dorado suave, después hay que tener un fuego medio para que se siga dorando pero se vaya haciendo por dentro.

Antes de retirarlas del fuego, si tienes alguna duda de si están ya listas, puedes pinchar en el centro con un cuchillo afilado. No se va a romper la croqueta si lo haces con delicadeza y comprobarás, si entra con facilidad y traspasa el centro, que la croqueta está perfectamente preparada para ser servida.

Papel de cocina o absorbente. Personalmente, no me gusta el exceso de grasa, por lo que siempre coloco las croquetas, según las voy sacando de la sartén, sobre un papel de cocina o absorbente con el que he forrado el plato.

croquetas-de-puerro

Dicho esto ¡espero que las disfrutéis muchísimo!

loadInifniteAdd(64314);

Recetas de croquetas

A continuación, podéis ver otras recetas recetas de croquetas que os pueden resultar muy interesantes. Sólo tenéis que seleccionar la receta y pinchar encima para poder ver los ingredientes junto con el paso a paso:

SaborGourmet.com

Newsletter