Escrito por

Lo natural es que te guste Fanta

Fanta es uno de los refrescos naturales que nos han acompañado a lo largo de la vida, personalmente no recuerdo cuándo fue la primera vez que consumí uno pero seguramente fue en el campo con mis amigos pasando el día, tal vez en una barbacoa o probablemente en una excursión. Y es que cuando disfrutas de la naturaleza, siempre apetece acompañarla de algo natural.

Porque Fanta contiene zumo de frutas de las naranjas y limones, dependiendo de qué tipo consumas. Yo soy de Fanta Limón y sé que cada botella de dos litros contiene tres limones y medio, si tú eres de Fanta Naranja creo que te gustará saber que estarás saboreando dos naranjas y media.

Uno de los aspectos que me gustan de Fanta, aparte de utilizar productos naturales en su elaboración, es su compromiso con el medio ambiente. Lo mejor, es que no son sólo palabras sino que lo demuestran con hechos, por eso los procesos de elaboración y embotellado incorporan prácticas de mejora medioambiental, por ejemplo, el 15% del vidrio que se utiliza en las botellas de Fanta procede material reciclado y se usan envases PET 100% reciclables.

Es fácil reconocer Fanta debido a su inconfundible sabor, el sabor de lo auténtico, de lo fresco.

En España puedes disfrutar de tres tipos de sabores: Fanta Naranja, Fanta Limón y Fanta Fresa + Piña (éste último sólo lo puedes encontrar en Canarias) pero en el resto del mundo puedes encontrar más de 70 sabores diferentes de Fanta ¿Te imaginas lo que sería probarlos todos?

Si eres esas personas a las que no les gusta las burbujas, re recomiendo que pruebes Fanta Sin Burbujas porque tiene todo su sabor pero sin el efecto burbuja. También prueba Fanta Zero, que no tiene azúcares añadidos, sólo los que provienen de las frutas.

Es natural que te guste Fanta.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?