Escrito por

Macarrones con queso – Mac and cheese

Los macarrones con queso, mac and cheese, es una de las recetas italoamericanas más conocidas. La dificultad de esta receta es mínima y el resultado es absolutamente glorioso, con una preparación sencilla y un sabor sensacional. Os mostramos cómo prepararlos fácilmente en casa.

Macarrones con queso – Mac and cheese

Los macarrones con queso, Mac and cheese, es uno de los platos más famosos de la cocina de Mónica, en la famosísima serie Friends. En esta ocasión, se ha convertido en uno de esos platos famosos en nuestra cocina, con su olor característico y el gratinado del queso.

Una de las grandes ventajas de estos macarrones con queso, mac and cheese, es que es una receta sencillísima de preparar. Lo único que tenéis que hacer es cocer unos macarrones y preparar una salsa de queso, gratinar y conseguiréis un plato impresionante.

En nuestro caso hemos añadido a los macarrones con queso, mac and cheese, un poco de bacon crujiente, que contrasta estupendamente con la ternura de la pasta y que aporta un sabor riquísimo al queso.

Macarrones con queso – Mac and cheese: Ingredientes

Por persona:

  • 80 gr. de macarrones (aproximadamente)
  • 60 gr. bacon ahumado
  • 1 cucharada de harina
  • Leche entera
  • 1 nuez de mantequilla
  • Queso cheeddar
  • Queso parmesano o emmental
  • Sal

Cómo hacer Macarrones con queso Mac and cheese

En un cazo pon abundante agua con un poco de sal y lo pones al fuego. Cuando hierva añades la pasta y la dejas hervir durante el tiempo recomendado por la marca. Este tiempo puede variar en función del tipo de pasta y de la marca.

Mientras tanto, pon el horno a precalentar a 200º.

Trocea el bacon y lo tuestas en la sartén hasta que quede bien crujiente. Después cubres un plato con papel de cocina, echas el bacon y deja que absorba la grasa sobrante.

En esa misma sartén añades una pizca de mantequilla y, cuando esté derretida, incorporas la harina. Deja que se tueste durante un minuto. Ve incorporando la leche poco a poco, sin dejar de remover, hasta que tengas una crema sin grumos.

Lo dejas atemperar unos minutos e incorporas el queso cheddar y el parmesano rallado. Cuando esté todo fundido, mezclas el queso con la pasta y el bacon ya tostado.

En un recipiente apto para el horno vuelcas los macarrones. Echas un poco de queso cheddar y parmesano por encima, un poquito de pimienta recién molida y al horno a gratinar hasta que esté dorado el queso.

A servir directamente.

Otras recetas de pasta que os pueden gustar mucho son:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?