Escrito por Tendenzias

Madalena

Hoy vamos a hablaros de una receta deliciosa, fácil de hacer y que de seguro se volverá una de vuestras favoritas: madalenas. La historia de este postre dulce se remonta a épocas reales y es, por lo tanto, imaginaros, un postre de realeza.

La historia de estas delicias comienza en Francia, se cree, aunque sus ciertos comienzos son desconocidos, algunos dicen  que una sirvienta propuso esta receta para deleitar a los invitados de un conde, otros dicen que fue un accidente en la preparación de un bizcocho para el rey.

madalenas

Luego de conquistar Francia, la popularidad de las madalenas se expandió por el resto de Europa, y fue especialmente aceptada por los ingleses que vieron el potencial de las madalenas a la hora del té.

Aquí os compartimos la receta para hacer madalenas en casa:

Ingredientes:

  • 250 gr de harina
  • 250 gr de azúcar
  • 75 gr de aceite
  • 125 ml de nata líquida
  • 25 gr de levadura tipo Royal
  • 3 huevos
  • la cáscara de un limón
magdalenas

Preparación:

Primero batimos los huevos en un bol, agregamos a continuación el azúcar, la cáscara del limón. Incorporar lentamente mezclando con una cuchara de madera.

A continuación agregamos el aceite y la nata y seguimos mezclando hasta que se incorpore todo muy bien.

Mezclamos la harina con la levadura y vamos a tamizar sobre la preparación. Hay que tener cuidado de no batir demasiado.

Para hacer las madalenas necesitamos moldes (ya sean flexibles o quizás podemos usar los papeles mismos – si son de buena calidad – para llevar al horno).

Se lleva al horno precalentado (a 180 grados) asta que estén doradas.

Consejos a la hora de hacer madalenas

Aquí os compartimos algunos interesantes secretos a la hora de hacer madalenas. Así os quedarán perfectas y super sabrosas. ¿Queréis rellenarlas? Aquí os contamos cómo.

  • Rellena únicamente 2/3 de los moldes.
  • Podéis usar moldes tipo muffin
  • Una vez que las madalenas están doradas apagamos el fuego y abrimos la puerta por un rato antes de retirarlas. Así nos aseguramos de que queden más esponjosas.
  • Comerlas cuando estén frías y lo mejor es no conservarlas por mucho tiempo.

 

¡Mucha suerte con vuestras madalenas!

 

Otros artículos que seguro van a interesaros:

SaborGourmet.com

Newsletter