Escrito por

Tarta crema pastelera y fresa – Galette de crema y fresa

Esta tarta crema pastelera y fresa tiene una base de galette, una masa de pasta brisa casera (fácil de preparar), con la que vais a conseguir un postre excelente. Os mostramos cómo hacerlo paso a paso en casa, con un resultado exquisito.

Tarta crema pastelera y fresa

Hay postres que son increíblemente sencillos y con los que podéis conseguir resultados sorprendentes. En esta ocasión, os mostramos una tarta crema pastelera y fresas frescas irresistible, fácil y que podéis preparar aunque no tengáis muchas nociones de repostería. Lo único necesario es seguir el paso a paso.

Si queréis hacer esta tarta de crema pastelera y fresa de una forma más sencilla, podéis comprar una lámina de hojaldre en el supermercado y mantener los pasos que os vamos a indicar en la preparación. Pero, si os apetece todavía un resultado más rico, os recomendamos mucho la preparación de la galette, que veréis que no tiene ninguna dificultad.

Tarta crema pastelera y fresa: Ingredientes

Crema pastelera

  • 4 yemas de huevo
  • 1 vaina de vainilla
  • 500 ml de leche entera
  • 120 gr. de azúcar
  • 50 gr. harina de maíz
  • 50 gr. mantequilla

Masa brisa o galette:

  • 300 gr. harina
  • 150 gr. de mantequilla
  • 110 de agua fría
  • 1 pizca de sal

Fresas frescas

1 huevo

Tarta crema pastelera y fresa: Preparación

Masa brisa casera

Lo primero que tenemos que hacer es la base de esta tarta, una galette o masa brisa casera. Para ello, sólo tienes que poner la harina en un recipiente alto y la mantequilla bien fría, cortada en cubos, junto con el agua también bien fría. Las cantidades tienen que ser exactas para que salga bien la masa.

Amasa los ingredientes, no durante mucho tiempo, sólo hasta que estén bien integrados y que la mantequilla no esté derretida.

Cubrís la masa con un trapo y lo metéis en la nevera durante una hora.

Crema pastelera

Las vainas de vainilla las podéis comprar en el supermercado, en la zona de repostería. En esta ocasión, van a ser un elemento fundamental en la preparación de esta crema pastelera, por lo que os recomiendo que no falte. Aquí os explicamos cómo abrir una vaina de vainilla para sacarlas semillas.

Ponéis un cazo al fuego con la leche (reserva un vasito), echáis las semillas y las vainas de vainilla. Una vez que hierva, apagáis y dejáis que repose unos 30 minutos aproximadamente. Después, retiráis las vainas.

loadInifniteAdd(44636);

Separa las yemas de las claras, pon las yemas en un recipiente y añade el azúcar. Bate con energía para que estén bien incorporadas. Las claras puedes reservarlas para otro plato.

En el vasito de leche que habías reservado disuelve la maicena (harina de maíz) y no dejes de remover hasta que no haya ni un grumo.

Vuelve a poner la leche al fuego, temperatura baja, con la harina de maíz y las yemas. Remueve de forma constantemente porque va a espesar en poco tiempo y es importante que no se te pegue.

En cuanto esté lista, apaga el fuego y reserva.

Preparación de la tarta

Pon el horno a precalentar a 200º.

loadInifniteAdd(44637);

Extiende la masa brisa sobre un papel de horno.

En el centro de la misma, dejando cinco centímetros por cada lado de la tarta, echa la crema pastelera. Puedes echar una buena capa, verás que al estar densa y cremosa no es nada difícil.

Esos cinco centímetros de masa que hemos dejado sin cubrir, ahora hay que llevarlos hacia el borde de la crema pastelera y hay que plegarlos como si fuera un pañuelo, cubriendo un lado con el otro.

Bate un huevo y con una brocha de cocina pintas toda la superficie de la masa.

Lo metes al horno durante unos 40 minutos aproximadamente.

En mi caso, lo he dejado enfriar completamente y después hemos puesto las fresas frescas por encima, así hemos conseguido una masa crujiente, pero también podéis comerlo recién hecho. Podéis añadir unas hojitas de menta fresca si os apetece.

loadInifniteAdd(50325);

Otras recetas que os pueden resultar interesantes son: