Escrito por

Tortilla de patatas gratinada

La tortilla de patatas gratinada es una de las opciones más ricas que podéis preparar para darle un toque especial a vuestras tortillas. Una receta muy fácil de hacer y que sólo te llevará unos minutos más para gratinarlo con el queso que más te guste.

Tortilla de patatas gratinada

Hay una multitud de recetas diferentes para preparar una tortilla de patatas caseras y una gran variedad de opciones, desde las más cuajadas a las tortillas de patatas más líquidas. En esta ocasión, hemos apostado por una tortilla de patatas gratinada que es fácil y riquísima.

La proporción de patatas y huevo varía en función de cada casa o de los gustos propios. Generalmente, se recomienda 1 huevo por cada 100 gramos de patatas.

Como ya os podéis imaginar, para preparar una buena tortilla de patatas, siempre hay que optar por la mejor calidad de los ingredientes. Tanto la patata como el huevo es importante, pero unos buenos huevos camperos de gallinas criadas en libertad es lo mejor de lo mejor.

Tortilla de patatas gratinada: Ingredientes

Para 1 o 2 personas:

  • 1 patata grande
  • 2 huevos
  • 1 cebolla pequeña
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen
  • Queso para gratinar

Tortilla de patatas gratinada: Preparación

Pela las patatas y córtalas en rodajas finas, cuanto más finas mejor. También podréis encontrar otra opción que es cortar las patatas un poco más gruesas, de forma uniforme ¡A gustos!

Pon abundante aceite de oliva en una sartén y, cuando esté caliente, pon las patatas a freír. En un primer momento, pon las patatas a fuego suave y después subes un poquito el fuego para que se doren.

Limpia la cebolla y córtala en daditos no muy grandes. Añádelas a la sartén con las patatas y dejas que blanquee pero sin llegar a dorarse.

Una vez que ambos ingredientes estén listos, sólo tienes que retirarlo del fuego y ponerlo a escurrir, para que pierda toda la grasa sobrante. Sala las patatas y la cebolla en ese momento.

Pon el horno a precalentar en modo grill para gratinar, la temperatura es de 200º.

Bate el par de huevos en un bol y añades la patata con la cebolla escurrida.

Echa unas gotitas de aceite en la sartén, no se requiere de mucha grasa si es una sartén antiadherente. Cuando esté caliente, sólo hay que añadir toda la mezcla y se dejan 20 segundos por cada lado, con lo que se conseguirá una tortilla poco cuajada. Aumentad unos segundos más si lo queréis más cuajado.

Una vez que la tengas preparada, la colocas sobre el plato y echas una buena capa de queso para gratinar por encima. Lo metes al horno y lo dejas gratinar hasta que esté completamente fundido.

Como veréis, no hace que la tortilla quede seca, si no que sólo gratina el exterior del queso durante unos breves minutos.

loadInifniteAdd(44636);

Otras recetas que te pueden parecer interesantes son:

SaborGourmet.com

Newsletter