Escrito por

XIII Semana del pincho en Navarra (Parte I)

Cata de vinos D.O. Navarra y degustación de quesos

Por suerte o por desgracia ya se acabó el fin de semana. Suerte porque ya os puedo contar los increíble que ha sido conocer la XIII Semana del Pincho de Navarra y desgracia porque ha sido tan corto.

260320111453

Nunca me había imaginado que en un fin de semana iba a poder hacer tantas cosas ni aprender tanto, eso sin tener en cuenta la cantidad de gente genial con la que he coincidido. Por ello, dejarme que dé las gracias a la Asociación de Hostelería de Navarra por darme esta oportunidad y, sobretodo, a Andrea por tener tanta paciencia y dedicarnos todo su tiempo.

Espero que después de contaros todas las cosas que os tengo que decir no sólo penséis en los Sanfermines cuando os digan Pamplona, sino que también tengáis en cuenta la importancia de esta semana.

Dejadme que empiece a contaros las cosas por el principio; después de que Andrea nos recogiera en el Hotel Maisonnave donde nos estábamos alojando, fuimos a la cata de vinos, Vinos de Navarra para nuestros pinchos, en la que Ana Laguna nos introdujo en el mundo del vino.

260320111448

La primera frase que dijo, y que a mí me marcó, fue para enfatizar la importancia de generalizar las catas hedonistas.

Debo decir que a mí el vino no es algo que me llamara la atención, de hecho las tapas o pinchos siempre los acompañaba de un refresco o una cerveza; os puedo asegurar que esto no volverá a ocurrir.

Nada más llegar teníamos cada uno un sitio destinado con un cuaderno, un libro de vinos y bodegas de Navarra, otro sobre la iniciación al vino, y una bolsa de I feel wine.

260320111447 Primero empezamos con los vinos blancos. El primero de la bodega de Beramandi 3fChardonnay y Moscatel, caracterizados por su aroma que al beberlo se une con el placer de un vino seco que facilita el acompañarlo de comida.

El segundo era un Palacio de la Vega, año 2009, Chardonnay marcado por un olor a café tostado en el que se denota el toque de la madera de la barrica aportando una gran estructura al vino. Aconsejado para acompañarlo con carnes y asados.

260320111449Después vinieron los rosados, momento en el que Ana remarcó la importancia de acabar con la fama de estos vinos como peores o de baja calidad pues todos los vinos rosados con d.o. de Navarra son Vinos Rosados de Sangrado, también llamados vinos rosados de lágrimas, cuya cualidad principal viene dada por no prensar la uva en el proceso de obtención del vino, ya que se deja que éstas se rompan por sí solas con la gravedad, dándole un toque y un color distintos a estos vinos.

P3230027 Los vinos que probamos en este caso fueron Castillo de Falces, año 2010, Garnacha caracterizado por un olor similar al de las golosinas pero seco en el gusto. El segundo fue un vino Inurrieta con mucha más estructura que el primero, en el gusto nos hace dudar si es rosado o tinto, es perfecto para marinar las verduras, la pasta e incluso la pizza.

Los vinos tintos fueron Gardacho y Pagos de Araiz con más estructura que los otros, vinieron acompañados del Queso del Roncal, haciendo una combinación perfecta.

260320111450 El último vino, el idóneo para los que les gusten las cosas dulces como a mí, fue el Moscatel de grano menudo, de Señorío de Sarría. Este Vino dulce natural es perfecto para acompañar quesos fuertes como el azul, caracterizado por ser ligero y de un intenso aroma.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos