Escrito por

Cómo hacer puré de patatas casero

El puré de patata puede convertirse en el perfecto acompañante para cualquier tipo de plato o convertirse en el ingrediente estrella. Os mostramos cómo preparar un puré de patatas casero con nata y sin nata de forma sencilla, con una textura y un sabor delicioso.

El puré de patatas es uno de los acompañamientos más impresionantes, fáciles y sabrosos que podéis preparar en casa. Eso sí, es importante que sepas que tienes multitud de maneras de conseguir un puré de patatas riquísimo, algunos añadiendo algún tipo de lácteo y otros en los que no necesitarás nada más que el propio caldo de la cocción.

Ingredientes para hacer el puré de patatas

  • 1 kilo de patatas (a poder ser harinosas)
  • Agua
  • 1 cucharada de sal
  • Un chorro de leche

Cómo hacer puré de patatas paso a paso

Pon una cacerola con abundante agua al fuego, cuando comience a hervir añades la sal y las patatas previamente lavadas. Tened cuidado a la hora de echarlas al agua ya que puede saltar y quemaros.
patatas nueva malaga
El tiempo que tardarán en hacerse depende del tamaño de éstas, pongamos que más o menos unos 30 minutos. Sólo hay que pinchar la patata y cuando esté tierna la retiramos del fuego, las pones un colador y esperas a que enfríe.

Cuando ya puedas trabajar con ellas sin quemarte, entonces pélalas. En mi caso, la verdad es que la piel era muy fina y se podía quitar con la mano sin llevar mucho trabajo.
patatas cocidas
Una vez las tengáis, podéis triturarlas con un tenedor o con el pasapurés. He probado los dos tipos para mostraros las diferentes texturas, con el tenedor se puede conseguir pero tardas un poquito más y la textura es más gruesa, mientras que con el pasapurés podríamos decir que es más fina.
patatas trituradas
pure de patata
Para terminar el puré le he añadido un chorrito de leche, muy poquito y lo he mezclado bien. Otras veces, lo que hago es añadirle un poco de mantequilla a temperatura ambiente y con el calor de la patata se ha ido deshaciendo, el sabor es buenísimo.
puré de patata
Antes de servirlo tenéis que comprobar la sal o dependiendo de cómo lo vayáis a consumir, si lo mezcláis con otros alimentos tenéis que tener en cuenta el punto de sal de estos.

Puré de patatas con nata

Una de las opciones disponibles para preparar puré de patatas caseros es ir añadiéndole nata líquida, poco a poco. Bien, las cantidades van a variar en cuestión de vuestros gustos, si queréis que esté más o menos líquido – denso.

Pon una cacerola al fuego con agua y añade sal.

Pela las patatas y las cortas en trozos, las añades y dejas que se cuezan durante unos 20 minutos aproximadamente. Antes de retirarlas, comprueba que al pincharlas están blandas.

Las dejas escurrir y las devuelves al cazo. Tritúralas con la batidora o puedes utilizar el tenedor. Cuando estén todas aplastadas, añades una cucharada de mantequilla y dejas que se funda con el calor, remueve.

A continuación, ve añadiendo nata poco a poco y remueve. Cuando tenga la textura que te gusta, pruebas y rectificas de sal si es necesario, al igual que puedes echarle un poco de pimienta recién molida.

Remueve una última vez y a servir.

Puré de patatas sin nata ni lácteos

¿Sabías que se puede preparar un delicioso puré de patatas sin utilizar nata ni ningún tipo de lácteo? Seguís los pasos que os hemos indicado anteriormente, poniendo las patatas peladas a cocer. Una vez que estén listas, tienes que poner las patatas a escurrir pero reservas el agua de la cocción.

Tritura todas las patatas y ve añadiendo el agua de la cocción poco a poco. Añade en función de la textura que quieras obtener. Verás que la textura es un poco diferente a las opciones con lácteos, pero puedes añadir un poco de mantequilla (si no tienes problemas con los lácteos) o un poco de aceite de oliva suave.

Una vez tengas la textura deseada, sólo tienes que probar y rectificar la sal o la pimienta recién molida.

Otras recetas con patatas que te van a resultar deliciosas:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos