Escrito por

Receta de galletas al estilo Chips Ahoy

Receta casera de las galletas al estilo Chips Ahoy, para soñar en cada bocado con ese sabor inigualable de la galleta y cómo potencia la sal el chocolate. Os mostramos cómo prepararlas fácilmente en casa, con un paso a paso sencillo y un sabor que adoraréis.

Receta de galletas al estilo Chips Ahoy

¿Os imagináis preparar unas galletas al estilo Chips Ahoy en casa? Lo mejor de las galletas caseras y con ese punto de sal que hace que resulten terriblemente adictivas, tan buenas que no sabréis nunca cuándo es el momento en el que ya no están buenas.

El blog de Loleta es el blog donde podrás encontrar recetas de cocina, viajes y una preciosidad de fotografías que son una maravillosa obra de arte. De ahí es donde hemos encontrado esta maravillosa receta de galletas, a la que nosotros hemos encontrado un delicioso parecido con las Chips Ahoy, con su puntito de sal auténtico ¡Y sí! Están absolutamente de vicio.

Lo mejor de esta receta de galletas al estilo Chips Ahoy es que seréis vosotros quienes consideréis qué tipo de horneado queréis, si las preferís blanditas por dentro o crujientes, lo único que va a variar es el tiempo. En nuestro caso, os tengo que decir que al preparar varias bandejas de galletas hemos jugado con los tiempos para tener unas poquitas de cada. Han sido visto y no visto.

Galletas al estilo Chips Ahoy – Ingredientes

  • 225 gr de mantequilla
  • 350 gr de harina
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 350 gr de azúcar moreno
  • 2 huevos grandes
  • 2 yemas de huevo grandes
  • 250 gr de chocolate negro (gotitas o trozos de chocolate)
  • Sal marina en escamas

Receta de galletas al estilo Chips Ahoy

Hay que dorar la mantequilla en una sartén o un cazo, a fuego medio bajo para evitar que se queme. En el momento en el que veáis que tiene un color más dorado, se retira a un recipiente y la dejáis enfriar.

Mientras tanto, en otro recipiente amplio mezcláis los huevos (incluidas las 2 yemas) con el azúcar y removéis con unas varillas manuales hasta que esté bien incorporado. En ese momento, añades la mantequilla ya fría y, de nuevo, vuelves a mezclar hasta que esté homogéneo.

Incorpora la harina junto con la levadura y el bicarbonato. Para que no se te quede toda la masa en la varilla, utiliza una espátula para mezclar. Añade también el chocolate y mezcla de nuevo.

Si queréis que todas vuestras galletas tengan el mismo tamaño podéis usar una cuchara de helado para hacer las bolas. Cada bola la vais colocando en un recipiente que os entre en el congelador y las dejáis allí durante unos 20 minutos como mínimo (puedes dejarlas en el congelador para hornear otro día). Unos minutos antes de que pase este tiempo, enciendes el horno a 180º.

Forra una bandeja de horno con papel vegetal y vas colocando las bolas de galletas. Es importante que haya una buena separación entre ambas pues se van a extender.

Mete las galletas al horno durante unos 10 minutos. Abre el horno y espolvorea por encima de cada galleta unas escamas de sal. A continuación, las vuelves a introducir durante unos 3 minutos más. Pasado este tiempo, las sacas del horno y las dejas unos minutos en la misma bandeja para evitar que se rompan al moverlas; después, las sacas cambias a una rejilla y las dejas enfriar por completo, moviéndolas con cuidado.

Se pueden tomar calientes, frías o como más os gusten. Veréis que el olor y el sabor son absolutamente impresionantes. Eso sí, como en todas las recetas de galletas, recordad que tienen que estar guardadas en un recipiente hermético.

Otras recetas de galletas que os pueden gustar son:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?