Escrito por

Sopa de pescado

Preparamos una sopa de pescado sencilla, tradicional y con un sabor que despierta a cualquier cuerpo por mucho frío que haga.

sopa de pescado

Nuestra receta de hoy tiene un toque muy especial pues la hemos preparado con el agua mineral natural de Alzola que la hemos podido probar a través de Blog on Brands. Este agua que puede ser considerada una de las mejores del mundo. Antes de descorchar la botella uno ya se queda prendado del diseño tan sofisticado, de sus colores y la tipografía, cuando descorchas te preparas para paladear ese agua que uno tanto extraña, la natural.s

alzola basque water

Como curiosidad, para que os hagáis una idea del agua del que os estamos hablando, este agua proviene del manantial de Alzola y es producto de una surgencia termal que aflora a 29ºC desde una profundidad de 700 metros. Cuenta la leyenda que fue descubierta en el año 1776 y nosotros hemos querido utilizarla en una receta tradicional y familiar, un plato que no falta en nuestra mesa desde hace años y años.

alzola

Ingredientes

  • 1 cebolla
  • 150 gr. de merluza
  • 100 gr. de gambas
  • 150 gr. de almejas
  • Fideos
  • Agua
  • 1 pizca de pimentón
  • Aceite de oliva

Preparación

En primer lugar pon un litro de agua con una cucharadita de sal a hervir. Cuando esté caliente añades la merluza durante unos 10 minutos.

Mientras tanto, pon las almejas en agua fría con sal para que suelten las tierra. Una vez que hayan pasado los 10 minutos, añades las gambas (previamente peladas para ir más rápido) con las almejas bien lavadas y lo dejas cocer otros cinco minutos hasta que las almejas se abran.

Una vez que lo tengas todo, desmenuzas la merluza y retiras las conchas de las almejas. Puedes colar el caldo antes de añadir estos ingredientes desmenuzados por si ha quedado alguna arenilla. A continuación, echas dos puñaditos de fideos aunque también hay quien echa arroz (las cantidades van en gustos, más arropadas o con más sopa).

Mientras se cuece, en una sartén pones un buen chorro de aceite y cuando esté caliente añades la cebolla picada en trozos pequeños, a fuego muy suave para que quede bien pochada pero sin quemarse, añades una pizca de pimentón para que le dé ese color tan característico y su toque de sabor.

En cuanto tengas el sofrito la añades a la sopa y lo dejas hasta que estén listos los fideos.

sopa

¡A servir y a disfrutar!

En otra ocasión os diría que acompañéis un plato tan tradicional como la sopa de pescado con un buen vino de casa pero en esta ocasión, el agua mineral natural de Alzola me ha parecido fascinante, tanto como ingrediente indiscutible de la sopa como acompañante del plato.