SaborGourmet.com

Sopa de picadillo

La sopa de picadillo es un plato de cuchara tradicional que resulta sabrosísimo de preparar, con un resultado exquisito y que no lleva mucho tiempo hacerlo.

Receta de sopa de picadillo

La sopa de picadillo es una de las recetas tradicionales de nuestra gastronomía, que nunca pasan ni pasarán de moda. ¿Sabías que Emilia Pardo Bazán escribió sobre ella en el libro «La cocina española antigua y moderna», en el año 1913? A pesar de que siempre hay muchas formas de prepararla, puesto que en cada casa se le da su toque, se mantienen algunos ingredientes como pechuga de pollo, jamón cocido, huevo y un vasito de Jerez.

Sopa de picadillo – Ingredientes

  • 1 pechuga de pollo
  • 1 carcasa de pollo
  • 1 hueso de jamón o ternera
  • 150 g de puerro
  • 1 zanahorias
  • 150 de fideos
  • 100 g de jamón serrano
  • 2 huevos
  • Jerez (opcional)

Cómo hacer sopa de picadillo

Si has hecho como nosotros que hemos optado por comprar un pollo entero, puedes ver este artículo para saber cómo trocear un pollo en casa de forma práctica. Una vez lo tengas, limpia bien las zonas y puedes utilizar la pechuga con piel. En la cacerola donde vayas a hacer la sopa añades la carcasa del pollo y una pechuga entera.

Corta el puerro a la mitad y los lavas bien para retirar toda la tierra. Ponlo en la cacerola.

Pela la zanahoria e igualmente la introduces entera en la cacerola.

Si vas a incluir algún hueso en la sopa tienes que lavarlo previamente y lo introduces también en la cacerola. Finalmente cubre con agua fría.

Enciende el fuego y lleva el caldo a ebullición. En cuanto comience a parecer la espuma solo tienes que quitarla con ayuda de un cazo. Después ya solo es que dejes que cueza durante una hora o, si se trata de una olla rápida, el tiempo de cocción es de 20 minutos.

En paralelo, pon una cacerola con agua y unas cucharadas de sal. Añade un par de huevos y ponlos a cocer durante unos 8 minutos. Después los dejas enfriar y listo. Si tienes dudas, échale un ojo a esta receta «cómo cocer huevos duros«.

Cuando el tiempo de cocción haya pasado será el momento de colar el caldo por un lado y dejar el resto de ingredientes por el otro, picándolos y reservándolos a parte. Meterlo en la nevera de un día para otro, así la grasa del pollo se solidificará en la parte superior y será más fácil quitarlo.

Al día siguiente pones el caldo al fuego y, cuando esté caliente, añades los fideos o el arroz, lo que prefieras. Una vez que sirvas el caldo, será el momento de añadir el picadillo en el propio plato, además de incorporar también el Jerez si os apetece.

¡Y listo!

Otras recetas de cuchara que os pueden gustar son:

4.50 / 5
4.50 - 4 Votos
Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar